Banner web

Semielfo

Nacidos para ser héroes y líderes, que combinan los mejores rasgos de humanos y elfos.

Rasgos raciales
  • Altura: 5' 5'' - 6' 2''
  • Peso: 130-190 lb.
  • Puntuaciones de característica: +2 a Constitución, a elegir entre +2 a Carisma o +2 a Sabiduría
  • Tamaño: Mediano
  • Velocidad: 6 casillas
  • Visión: en la penumbra
  • Idiomas: común, élfico, elige otro
  • Bonificadores de habilidad: +2 a Diplomacia, +2 a Perspicacia
  • Diplomacia de grupo: Concedes a los aliados en un radio de 10 casillas de ti un bonificador +1 racial a las pruebas de Diplomacia.
  • Herencia doble: Puedes adquirir dotes que tengan elfo o humano como prerrequisito (así como aquellas que son específicas de los semielfos), siempre que cumplas los demás prerrequisitos.
  • Aficionado: A nivel 1, elige un poder a voluntad de una clase diferente a la tuya. Puedes utilizar ese poder como poder de encuentro. Si eliges esta opción, no podrás elegir Truco para el éxito.
  • Truco para el éxito: Obtienes el poder racial Truco para el éxito. Si eliges esta opción, no podrás elegir Aficionado.

Descendientes de elfos y humanos, los semielfos son una raza llena de vida en la cual suelen aparecer los mejores rasgos de elfos y humanos.

Juega con un semielfo si quieres...

  • Ser un líder extrovertido y entusiasta.
  • Ser un héroe carismático que se siente en casa por igual en dos culturas diferentes.
  • Ser miembro de una raza que prefiere las clases señor de la guerra, paladín y brujo.

Características físicas

Los semielfos suelen ser de constitución más recia que los elfos, pero son más delgados que la mayoría de los humanos, y tienen la misma gama de complexiones que humanos y elfos, aunque como los elfos, con frecuencia tienen ojos y pelo de colores que no suelen encontrarse entre los humanos.

Los varones pueden dejarse crecer vello facial, a diferencia de los elfos, y con frecuencia se dejan bigote, perilla o barba corta. Las orejas de los semielfos tienen más o menos el tamaño de las de un humano, pero son puntiagudas, como las de sus antepasados elfos.

Los semielfos suelen adoptar la forma de vestir y de peinarse de la sociedad en la que pasan más tiempo; por ejemplo, un semielfo criado entre una tribu bárbara humana vestirá con las pieles y cuero habituales de la tribu, y adoptará su estilo de trenzado de pelo y pintura para el rostro. Sin embargo, no es raro que los semielfos criados entre humanos busquen elementos de ropa o joyería élfica, para poder mostrar orgullosamente los símbolos de su doble herencia.

Los semielfos viven lo mismo que los humanos, pero como los elfos, permanecen llenos de vigor hasta una edad muy avanzada.


Cómo jugar con un Semielfo

Los semielfos son más que una combinación de dos razas; la mezcla de sangre humana y elfa produce una raza única con sus propias características. Comparten algo de la gracia natural, las capacidades atléticas y la aguda percepción de los elfos, junto con la pasión y la iniciativa de los humanos. Pero además son carismáticos, confiados y de mente abierta por derecho propio, y son líderes, diplomáticos y negociadores naturales.

A los semielfos les gusta estar con gente, mientras más diversa mejor. Suelen inclinarse por los centros de población, especialmente los asentamientos mayores, donde miembros de muchas razas se mezclan libremente. Los semielfos cultivan amplias redes de amistades, tanto por una tendencia natural a la simpatía como por fines prácticos. Les gusta establecer relaciones con humanos, elfos y miembros de otras razas, para poder aprender de ellos, del modo en que viven y de cómo se abren camino en el mundo.

Los semielfos raras veces se asientan en un lugar durante demasiado tiempo. Su ansia viajera les convierte en aventureros naturales, y rápidamente se sienten en casa en cualquier lugar en el que acaben. Cuando su camino les lleva de vuelta a un lugar que han visitado antes, buscan a sus viejos amigos y renuevan antiguos contactos.

En última instancia, los semielfos son supervivientes, capaces de adaptarse a prácticamente cualquier situación. En general son bien recibidos y admirados por todo el mundo, no sólo por elfos y humanos. Son empáticos, mejores metiéndose en la piel de otro de lo que lo es la mayoría.

Los semielfos inspiran lealtad en los demás por naturaleza, y a su vez corresponden a ese sentimiento con una profunda amistad y un intenso sentido de la responsabilidad por los que se entregan a su cuidado. Los señores de la guerra y generales semielfos no conducen a sus seguidores a un peligro al que no vayan a enfrentarse ellos también, y normalmente los dirigen desde primera línea, confiando en que sus aliados les sigan.

Los semielfos no tienen una cultura propia, y no son un pueblo numeroso. Normalmente tienen nombres humanos o elfos, a veces incluso empleando un nombre entre los elfos y otro diferente entre los humanos. Algunos se muestran inquietos por encontrar su lugar en el mundo, sintiéndose ajenos a cualquier raza, salvo a otros semielfos, pero la mayoría se consideran ciudadanos del mundo y parientes de todos.

Características: transigente, adaptable, encantador, confiado, social, de mente abierta.

Nombres sugeridos: habitualmente nombres elfos o humanos, aunque algunos semielfos tienen nombres más típicos de otras razas.




Facebook Twitter Google+

Licencia Creative Commons Wizards of the Coast - Dungeons and Dragons ¡CSS Válido!

Ad Infinitum por Maverick Highwind se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 3.0 Unported.
Basada en una obra en http://ad-infinitum.es.

Esta una base de datos sobre Dungeons & Dragons 4.0 está construída con el único propósito de informar y bajo ningún concepto genera algún tipo de ingreso monetario.
Dungeons & Dragons 4.0 pertenece a Wizards of the Coast LLC.